março 23, 2015

Virgen del Consuelo - II

VIRGEN DEL CONSUELO (1850-2006)
--
RESEÑAS DE SOR MARIA ANTONIA DE LA CRUZ
Sus visiones
- 0 -

Imagen de la Virgen del Consuelo en Manzanares en el Convento de las Religiosas Concepcionistas Franciscanas
 
n esta reseña, se recogen algunos datos (de los pocos libros que esta Comunidad conserva, después de la guerra civil de 1.936) del Diario de la sierva de Dios María Antonia Parra García y Naranjo (en el siglo XIX) escritos en este claustro siendo ya Monja.
Sor María Antonia de Jesús: hija única, y huérfana de padre y madre, alma escogida por Dios y de la Virgen propiedad escribió sobre ella y lo ocurrido por mandato de su confesor y director espiritual, D. Eusebio Mª Morales, ( a continuación copiamos como ya hemos dicho, algunas de sus memorias escritas por ella misma)
 
Imagen de la Virgen del Consuelo de Manzanares quemada en la Guerra Civil
LA LLAMADA
A hora nos habla, Sor María Antonia de Jesús; empieza a contarnos su intimidad con su Esposo, Jesús. Así escribe: "Mi Señor, me dijo : “ no hagas caso nada del mundo, y sígueme, Yo te conduciré a un sitio delicioso” al término de mi felicidad, esto es, a la Gloria ; desperté de mi sueño, yo no vivía más en este mundo, porque en mí, vivía ya mi Jesús.
LAS LLAGAS Y VISIONES DE JESUS
"Siendo extraordinario el dolor de mis llagas, especialmente las de las manos y el costado, veía también este sueño caer un agua suave, muy abundante: van tres o cuatro sábados que han llovido mucho, a favor de mi Madre del Consuelo, anunciado ya, antes por ella, muchas veces, se me ha olvidado, pero no lo quiero omitir, porque con esto se aumenta la fe en el pueblo"... "Veo a mi Jesús en la Oración del Huerto, muchas veces; padezco mucho de mis males y experimento en ellos la agonía de mi Jesús, en tan gran Misterio. El dolor de mis llagas, es mucho, veo a lado de mi Jesús, pero a bastante distancia; una monja con guirnaldas de flores, habito blanco y capa negra...
..."También he visto que sigue la lluvia muy abundante, a ruegos de la Virgen del Consuelo . En este día 26, después de la Sagrada Comunión , privada enteramente de mis sentidos, y no es visión imaginativa, vi. a Jesús agarrado a la columna, mi Señor con sus carnes como de nieve, y su cabello intricado, que le descasaba en los hombros, todo el en su divina sangre, y de ella salpicaba a todo el mundo: yo consideraba en aquel momento, mi falta de fe, para amarle, y me preguntó, ¿” por qué temes, no sabes el descanso que tengo en tu corazón, pues tu eres mi delicia,”?y desprendiendo sus brazos de la columna, se vino a los míos, yo humillada, me creía indigna de aquel beneficio"
 
 
 
VISIONES DEL PULGATORIO
"Esta tarde he visto el Purgatorio, vi. la almas , que al recibir los Sufragios, sentían una felicidad muy grande. Este día he asistido a una Misa de una religiosa, de Santo Domingo, que murió hace tres meses, celebraron las Exequias en su convento. Y vi su alma volar por el techo de la Iglesia, diciendo : ¡Ah criaturas!, amad, a Dios y gozareis como yo. "... "En este día, se ha recibido la noticia de la muerte de la religiosa Dominica de Alcázar que murió a las doce de la noche: de esta monja yo he venido hablando, se encuentra en el Purgatorio, que se lo ha ocasionado, las condescendencias con las personas seglares; aunque no en cosas ilícitas; era muy buena religiosa, pero las circunstancias la habían hecho creer,no había falta en la condescendencia".




 
VISIONES SOBRE LAS ORACIONES
"Conocí el mérito de todas las oraciones y devociones que hacen todos los fieles, y vi., que cada uno le daba el valor según se dispone para hacerlo; de este principio, entendí y conocí, que habiendo algunas personas, que teniendo y haciendo muchas devociones, se las lleva el viento, y ellas mismas se disipaban, porque las hacían distraídamente, y esas clase de personas, y ellas, se quedaban muy satisfechas. Notando yo, y entendiendo esta doctrina de mi Señor , me decía, así las cosas materiales, “ son buenas según se hace; si salen del corazón del hombre, tienen valor delante de Mí, dijo mi Jesús”, cuando las devociones, son puras, de voluntad y amor, hechas sin distracciones voluntarias; trabajoso, me es decir todo lo que me ha pasado con mi Señor, pero todo lo hace la obediencia, así me lo manda Él".
"Vi. a mi Señor gozar mucho, con una criatura en sus brazos como de tres años, sus ojos mostraban su candor y hermosura, de su pureza de alma. Al verlo yo, dije a mi Señor, ¿con esa criaturita? bien puedes recrearte, pero conmigo, no, porque no lo merezco; a lo que me contestó , Él : “ esta criatura es tu alma.”
 
 
VISIONES SOBRE LA VIRGEN DEL CONSUELO
"Hoy como sábado que es, me voy a la capilla de mi Madre del Consuelo, la vi, como todos los sábados, tuve mucho recogimiento en mis sentidos y potencias, con esto me encontré en la llaga del costado de mi Jesús; y me decía Jesús Niño, esto es lo que me complace, en que consideres las penas de mi Madre y en recompensa puedes pedirle, lo que quieras: yo le pedía muchas gracias , para las personas del pueblo, que me pedían oraciones. Este día, he visto a mi Señor, con la cruz a cuestas y cargado de muchas pesadísimas cadenas, le pregunté, qué significaban, y me respondió: que así le presionaban los hombres, con sus pecados.
 
 
 
 
VISIONES SOBRE DESASTRES EN ESPAÑA
El ansia de María Antonia. era sufrir, por los dolores mismos que sufrió en su Pasión y muerte. Y según manifestó su Director espiritual, presente en toda su agonía, los sufrió horrendos, pero gozosa. "Sólo he tenido hoy, noticias de mi Señor, en las que me ha dado a conocer que cae todo el Gobierno de Madrid: habrá muchas muertes y desordenes en toda España, y que esto duraría mucho tiempo. Las llagas hoy, me atormentan mucho; ayer me manifestó mi Señor, que había caído el Ministerio de Madrid, y vi sobre un gran Edificio de las Cortes, una nube de sangre, que caía sobre él, y le ocasionaban las personas que lo ocupaban. Con efecto, en este día, he recibido la noticia oficial, de haber caído el Ministerio



 

VISIONES SOBRE SU PROPIA MUERTE
María Antonia, tuvo la dicha de vivir en sus últimos años, como también morir, y ser enterrada en el místico jardín que embellece y aromatiza, con la suave y fragante esencia de sus flores; una de las ciudades más, y quizá más hermosa de la Mancha, Manzanares. Para su convento y su pueblo y para toda España, ha sido una pérdida muy sensible. Su vida fue una flor de olor grato a Dios, y de exquisita fragancia, para su Comunidad, y para la Iglesia; tenía muchos deseos de morir, pedía a Dios, saber cuando, para prepararse para la muerte; pero el Señor, le dijo, que si deseaba tanto morir, lo lograría pronto, pero en el cielo carecería mucho del bien celestial.

Detalle de la Virgen del Consuelo adquirida en 1958





UN CAPULLO QUE SE ABRE
Dice la editora del libro que estos escritos los han encontrado en la plaza de toros de Manzanares, después de la Guerra de 1.936, y no se ha podido copiar en limpio todo el Diario completo, escrito por ella misma (María Antonia), por estar borrado por la humedad, donde había estado guardado; entre lo que se ha podido copiar de este Diario en su corta vida, nace el libro:“ Un capullo que se abre” del Diario de María Antonia de Jesús García Parra y Naranjo.
Nos cuenta ella en este Diario que tenía arrebatos de amor; sentía y leía en los corazones de las almas que con ella hablaban, todos los pensamientos de incredulidad hacia ella. "Tenía un corazón embriagado en amor de Dios, corazón de una verdadera santa", nos dice su Director, "que ella pedía muchas veces y era su deseo, sentir los mismos dolores que Nuestro Señor Jesucristo, sufrió en su Pasión en la Cruz".
La muerte de muchas personas, le eran anunciadas a ella , por el Señor, con mucha anticipación.
Sigue contando María Antonia, que se vio su vida y arrebatada de amor, a una distancia muy corta de donde estaba Jesús; con su mirada tres veces, subía las alturas, después, me dijo el Señor, si quería ver la hermosura del cielo y la grandeza de la tierra, vacía, sin criaturas ningunas: muchos más de estos gozos, los veía con el Señor. Me dijo y me dio el Señor estas reglas: "sigue obedeciendo en todo, a quien te dirige, desprecia aún las cosas más menudas de la tierra"

Portada del libro de la novena de Don Eusebio María Morales de 1886 (segunda edición) que se conserva en el Monasterio de Manzanares
 
Nos dice su Director espiritual, que presenció su hermosa muerte. "desde el día quince de los corrientes, se refiere a Enero de 1.860, a las doce de la mañana, me coloqué en su cabecera, hasta el día 16 a las cinco y vente de la tarde; hora en que entregó su espíritu en manos del Creador. Tuve mucho consuelo, pues me parecía que aquella humilde celda, era un verdadero cielo, en donde mi corazón y mi alma, poseía tanta alegría, que ni sé, ni puedo explicar; ver en el lecho del dolor, y experimentando a cada instante, un angelical criatura, atormentada de una tenaz y sofocante fatiga, con la alegría pintada en su rostro. Como el de una rosa, con una paz increíble, con una conciencia tranquila, con una envidiable resignación, con un gran deseo de su Esposo Divino. Fijó, por última vez, sus hermosos ojos en mi, en demostración cierta, de que era llegado el momento de cerrarlos dulcemente, para siempre; y tranquilamente, como una luz que se apaga, aún leve soplo, exhaló su último suspiro.Entonces dije yo, así Señor, es como mueren los santos".
Sor María Antonia de Jesús, después de lograr, ver a la Virgen , con el titulo del Consuelo, amó al mundo entero; pregonando sus singulares y extraordinarias virtudes, su inmemorable belleza y sus bondades sin número; testigo ardiente, de todo cuanto nos cuenta en su libro, titulado, “Un Capullo, que se abre” donde por obediencia cuenta su Diario espiritual, ella misma a su Director: fue lámpara siempre ardiendo, y culta esplendorosa, ella retira, nos deja para siempre, para hacerse de pobre, pobre, de elección; construirse en obediente y humilde por todo en un convento, como lo había sido toda su vida, y para dar a su Divino Esposo, todo el amoroso perfume, que despide la inmaculada flor de su virginidad.
Después de copiar, algunas memorias de la vida de Sor María Antonia de Jesús, no podemos añadir más, en esta crónica, como sería nuestro deseo, de dar a conocer, como fue su corta vida en el monasterio de Manzanares. Solo sabemos, que ingresó en este convento de Concepcionistas Franciscanas, que tomó el Habito el día uno de enero de 1.858, con el nombre de Sor María Antonia de Jesús, y Profesó el día 16 de enero de 1.859, a la edad de cuarenta y tres años y siete meses y veintiún días y que vivió pocos años en el convento: murió en lunes 16 de Enero de 1.860, después de una larga agonía
También nos dicen, que cuándo Profesó María Antonia, llevaba una corona, igual que la que el Ángel Adelín, trajo a la Virgen del Consuelo, en sus manos, y esta corona, acompañaba, una expedida mata de pelo, en la cabeza de la profesa.
Nos da pena, no saber, lo que Sor María de Jesús, hacía en su convento, en la vida de Comunidad, cómo trabajaba, cuál fue su oficio, en que celda vivió, cuantas monjas había entonces en la Comunidad , quien fue su Madre Abadesa. Si esto estaba escrito en algún sitio... se extravió en la Guerra Civil de 1.936.
Su cuerpo descansa en la Iglesia de nuestro Monasterio de Manzanares; entonces, cuando la enterraron, era el Coro bajo donde la Comunidad rezaba, y hacía la oración. Después de la Guerra del 36, fue restaurada la Iglesia , y quedando los restos de su cuerpo a la izquierda junto a la pila del agua bendita, donde está la imagen de Cristo





GALERIA DE FOTOGRAFIAS


Monasterio de Las Madres Concepcionistas Franciscanas de Manzanares donde vivió y murió Sor Maria Antonia de Jesús


Entrada al Monasterio del Santísimo Sacramentodres de las Concepcionistas Franciscanas

Patio interior del Monasterio que recorrió Sor Maria Antonia de Jesús en su paso por Manzanares

Rejas del Monasterio desde donde Las Madres Concepcionistas Franciscanas oran a su Señor y desde donde, tambien Sor Maria Antonia, oraba.

Escalera de acceso a las celda de las Monjas por donde, sin duda, subió Sor Maria Antonia de Jesús para descansar, encontrarse con la Virgen del Consuelo y un día morir.


Estancia interior del Monasterio de Las Madres Concepcionistas Franciscanas


Utiles del siglo XIX del Monasterio que se conservan en el interior del Monasterio


Pozo del interior del Monasterio de donde sacaban agua las monjas


Interior del Monasterio del Santísimo Sacramento donde está enterrado el cuerpo de Sor Maria Antonia de Jesús


Han hecho este trabajo de recopilación las Monjas Concepcionistas Franciscanas de Manzanares en su empeño de no dejar caer en el olvido a la Virgen del Consuelo y a su vidente Sor Maria Antonia de Jesús
Manzanares Mayo del 2006 para la página web de la Parroquia de Santa Catalina de La Solana

 

Profissão Solene de Sor Helena de Jesus

Profissão Solene de Sor Helena de Jesus
Profissão Solene de Sor Helena de Jesus

Avé Maria Puríssima !

Santa Beatriz da Silva

As Irmãs a seguir

Campo Maior - Portugal

Espanha - Galeria _ Fed. Sta María de Guadalupe

Created with picasa slideshow.

Brasil - Galeria _ Fed. Imaculada Conceição

Created with picasa slideshow.